En esta recopilación de intervenciones, completada con algunos artículos de opinión, predominan las referencias, las demandas y, naturalmente, las reivindicaciones para nuestra tierra. Tratado con una gran dosis de pedagogía y también de ironía son un grito de denuncia de una marginación histórica, de una explotación de los recursos económicos generados en nuestras Islas, de una auténtica colonización económica y cultural; pero también quieren ser una crítica a un modelo de estado uniformizador que no ve en la diversidad una riqueza que hay que proteger, sino una amenaza que hay que combatir.

A la denuncia, siempre cargada de argumentos, Pere Sampol añade una gran dosis de pedagogía, aunque en un momento dado exclama: «España no tiene remedio!» Así, tanto puede explicar cómo funciona el sistema de financiación autonómica de una manera entendedora para los más profanos en la «Comida de los consejeros» –una intervención cargada de ironía– como servir de consulta para quienes quieran profundizar.

En conjunto, esta obra es una «reivindicación de la política». Porque, a pesar de todo, a pesar de la gran manipulación informativa, a pesar de la corrupción, a pesar de la globalización, sólo con la política podremos combatir la injusticia, la corrupción, la explotación, la miseria…

Pere Sampol i Mas nació en Montuïri en 1951. Es ingeniero técnico en electrónica industrial, estudios que cursó en Barcelona, ​​donde «aprendió a amar a Mallorca». Casado, tiene dos hijos. Su aprendizaje político lo hizo en la Delegación de la Obra Cultural Balear de Montuïri, que define como «una escuela de democracia». Durante unos años fue el presidente del Patronato de Música de Montuïri, entidad que dinamizó la Banda de Música y la Escuela de Música, además de organizar numerosos conciertos y otras actividades. Es militante del PSM desde 1976 y ha ocupado distintos cargos, entre ellos el de secretario general. Fue concejal de Montuïri entre 1983 y 1993 y dirigió la Concejalía de Cultura los primeros cuatro años. En 1991, fue elegido diputado del Parlamento de las Islas Baleares y al cabo de dos años ocupó el cargo de portavoz del Grupo Parlamentario PSM-Izquierda Nacionalista. En 1994, se presentó a las elecciones europeas con la coalición PSM-CIU-BN. En 1995, encabezó la candidatura del PSM en el Parlamento de las Islas Baleares. Fue elegido vicepresidente del Consejo Insular de Mallorca gracias al pacto del PSM con el PSOE y UM. En 1999, volvió a encabezar la candidatura al Parlamento de las Islas Baleares y, fruto del Pacto de Progreso, fue elegido vicepresidente y consejero de Economía, Comercio e Industria del Gobierno de las Islas Baleares. En 2007 fue designado senador por el Parlamento de las Islas Baleares en representación del Bloc per Mallorca-PSM-Verds, cargo que desempeñó hasta 2011, en que publicó una recopilación de sus principales intervenciones en el Senado con el título Espanya no té remei. Un mallorquí al Senat. Actualmente és el director de la Fundación Emili Darder.

facebook
Twitter
Follow